Día 2: Trabajando en el Invernadero.

Proceso y Resultado de todos los participantes | Todos los días

Día 2: Trabajando en el Invernadero.

Miércoles, 19 de mayo de 2010, por ahmed-rahhou

Después de ocho cálidas pero que muy cálidas horas, me hallo en mi hogar resguardado del sol justiciero.

Hoy ha sido un día agotador, pero más que por trabajo, por el calor. En algún momento de la tarde me dí cuenta de que mis capacidades intelectuales estaban mermadas por el efecto invernadero del hinchable. Con todo y con eso, no ha habido calor suficiente que pudiese limitar mi creatividad por lo que he podido trabajar y desarrollar mis conceptos.

Tras unas charlas con nuestro profesor Danko, el cual me ha indicado hacia que lado del río remar para que no me arrastre la corriente, expongo los resultados siguientes:

Propongo un artilugio de uso público y privado que tiene varias funciones y utilidades. La más importante de ellas es la recogida de agua de lluvia, un regalo del cielo. La segunda, es la conducción de ese agua para su uso en riego y doméstico. La tercera, por último es la incorporación a ese artilugio de dispositivos que produzcan sonidos melódicos y en armonía, para que en esos días lluviosos, tristes y borrascosos nos sintamos un poco más optimistas. Mi pretensión es hacer de la lluvia algo divertido con lo que poder interaccionar.

En el ámbito público, se realizará en las plazas de Santa Bárbara y Moyano, ambas en pendiente. Bajo el pavimento se colocará unos depósitos que recibirán el agua a través de sumideros. Aprovechando el desnivel, el agua  tenderá a bajar, hacia la parte con menor pendiente, por unas bajantes que aumentarán la presión.

Al final de cada bajante, el tubo ascenderá y será acabado con una campana difusora, a su vez cubierta por otra.

El agua ,con mayor presión, subirá por el tubo y hará timbrar los mecanismos interiores que producirán música, saliendo posteriormente por el difusor. El agua rebotará en la campana exterior produciendo de nuevo otro sonido distinto. Finalmente será recogida en la base del tubo al caer por goteo desde la última campana y volverá a repetir el proceso en el siguiente tubo.

En el ámbito privado, se propone la instalación de “artilugios” en la bajante. Cuando el agua baje pasará por el artilugio que producirá música y será recogida en un depósito para uso del edificio.  A diferencia del artilugio de aplicación pública, el aparato instalado en las bajantes podrá ser controlado por el inquilino de cada planta para que si produce alguna molestia se cierre el paso y el agua se desvíe de forma convencional hasta el depósito.

Valoración · 0 votos
Loading ... Loading ...

Publica un comentario

Colaboradores:
© 2017 IED | Aviso Legal